2 Resultados Potosi. Bolivia - CERRO RICO POTOSÍ - BOLIVIA...

Download Document
Showing pages : 1 - 2 of 35
This preview has blurred sections. Sign up to view the full version! View Full Document
CERRO RICO POTOSÍ - BOLIVIA
Background image of page 1
1. CARACTERÍSTICAS 1.1. Derrotero histórico 1 La leyenda cuenta que “un indio yanacona llamado Diego Gualpa se agarró de un matorral para no caerse cuando escalaba la cónica montaña y descubrió un rico metal de plata bajo sus raíces. El español Diego Villaroel, a quien el indio había comunicado el descubrimiento registró las primeras minas en abril de 1,545. A partir de ese momento se agolparon los colonos en aquella zona” (Fisher 1977:23). En efecto, era el descubrimiento de las minas de plata en el “Cerro Rico” de Potosí. De pronto y de golpe, Potosí se convirtió en la “ciudad más rica y esplendorosa del mundo hispano” a partir del siglo XVI, considerada como “una montaña de plata que se eleva a una altitud de 4,000, en los macizos áridos del Alto Perú”. Hay consenso en las opiniones de los estudiosos para afirmar que fue el eje central ordenador del espacio sur, y que la actividad minera era el “motor” de toda la economía colonial. Para el año 1,540, la producción de la plata representaba el 85% de los metales preciosos enviados de América a España. Por otro lado, Potosí resultó ser el eje en torno al cual se orientaron los esquemas regionales de producción, de migraciones y de circulación monetaria que los colonizadores fundaron en el espacio sur del Virreinato del Perú con cuatro ciudades articuladas: Cusco, Arequipa, La Paz y La Plata. Sin embargo, el aspecto que más llama la atención es el sistema de trabajo empleado y la forma de reclutamiento de la fuerza laboral en el mundo andino, porque el sustento real de esta actividad minera descansaba enteramente en la mita minera 2 . Su impacto fue inmediato y generó una catástrofe demográfica que se concretiza en la despoblación entera de comarcas y caseríos durante los siglos XVI y XVII. Según los informes de los curas de las doctrinas de esta época se reclutaban a los conscriptos en las 16 provincias de la región del Collao que se hallaban entre Cusco y el Lago Titicaca, cuyo clima y altitud eran similares a los de Potosí. De los 95,000 habitantes de esta región se requerían 13,571 todos los años para trabajar en Potosí., lo que llevo a una disminución considerable de la población en estas regiones. Para el siglo XVIII apenas había 2,816 hombres para esta actividad. Recién en el siglo XVIII se recurrió crecientemente al pago de indios jornaleros o “indios alquilos”, que terminaron avecindándose en los alrededores de los asientos mineros, con la expectativa de un trabajo remunerado. Por cierto, para la aplicación de la mita minera, a nivel interno de las organizaciones andinas se contó con los curacas, quienes cumplieron un papel perverso: “se vuelven en contra de los indios o lo aprovechan en el antiguo sistema de reciprocidad para su provecho personal” (Fischer, 1977: 35). Empero, como “capitán de la mita” -responsable de la mita minera- cumplió un papel decisivo en el
Background image of page 2
Image of page 3
This is the end of the preview. Sign up to access the rest of the document.