3641c270

Info iconThis preview shows page 1. Sign up to view the full content.

View Full Document Right Arrow Icon
This is the end of the preview. Sign up to access the rest of the document.

Unformatted text preview: e en principio el pago de la obligación principal asegurada con la hipoteca debe ser total; por eso elcodeudor o el coheredero que hubiera pagado su cuota de la deuda, no podrán exigir la cancelación de la hipoteca; y, correspondientemente, el coacreedor o coheredero que hubieres recibido su cuota de pago del crédito, no podrá cancelar la hipoteca (art. 3863 C)237. En caso de que el acreedor se niegue injustificadamente a recibir el pago, el deudor puede extinguir la obligación principal y consecuentemente la hipoteca, por consignación admitida mediante sentencia judicial(art. 3868 C)238. Art. 3862 C: “La hipoteca se acaba por la extinción total de la obligación principal sucedida por alguno de los modos designados para la extinción de las obligaciones”. 236 Art. 3863 C: “El codeudor o coheredero del deudor que hubiere paga do su cuota en la hipoteca, no podrá exigir la cancelación de la hipote ca, mientras la deuda no esté totalmente pagada. El coacreedor o coheredero del acreedor, a quien se hubiere pagado su cuota, tampo co podrá hacer cancelar la hipoteca, mientras los otros coacreedores o coherederos, no sean enteramente pagados”. Arts. 1968­1978­1979­3763­­3776­3785 C. 238 Art. 3868 C: “La consignación de la cantidad debida, hecha por el deudor a la orden del acreedor, extingue la hipoteca en cuanto tuviere fuerza de pago”. Arts. 2061­2063­2065­3883 C. 237 127 Además del pago, existen otros supuestos específicos de extinción de las hipotecas, Por renuncia del acreedor, así lo dispone el art. 3869 C, “La hipoteca se extingue por la renuncia expresa y constante en escritura pública que el acreedor hiciere de su derecho hipotecario consintiendo la cancelación de la hipoteca. El deudor en tal caso, tendrá derecho a pedir que así se anote en el registro hipotecario o toma de razón, y en la escritura de la deuda”. Por novación de la obligación que garantiza, art. 3865: “Si el acreedor novando la primera obligación con su deudor, se hubiere reservado la hipoteca que estaba constituida en seguridad de su crédito, la hipoteca continuará garantizando la nueva obligación”. En este supuesto hay que considerar como una nueva hipoteca la que garantiza la nueva obligación. En caso de no reservarse la hipoteca para el caso de novación, la nueva obligación extinguiría la hipoteca. Así, en el Derecho romano se lee, Novatione legitime facta liberantur hypothecae et pignus (D. 46, 2, 18, Paul, 57 ad ed): “La novación legítimamente realizada libera la prenda y la hipoteca”. (IGLESIAS­REDONDO, 1986, p. 181). Por confusión cuando las calidades de acreedor y deudor concurren en la misma persona (art. 3867 C)239. Empero, hay casos en los cuales “… el propietario Art. 3867 C: “Cuando se confundan los derechos de acreedor hipote cario y dueño, por el mismo hecho queda extinguida la hipoteca, bastando que al inscribirse la escritura o título que produce la confusión se anote en el lugar correspondiente la cancelación que se ha verificado”. 239 128 mantiene la hipoteca sobre su propio bien cuando hay otros acreedores inscritos sobre el mismo inmueble, aquel que lo ha adquirido conserva su hipoteca...
View Full Document

This document was uploaded on 04/07/2014.

Ask a homework question - tutors are online