81 359

Info iconThis preview shows page 1. Sign up to view the full content.

View Full Document Right Arrow Icon
This is the end of the preview. Sign up to access the rest of the document.

Unformatted text preview: ecanismo por el cual las partes deciden someter a arbitraje todas las controversias o ciertas controversias que hayan surgido o puedan surgir entre ellas respecto de una determinada relación jurídica, contractual o no contractual. El acuerdo de arbitraje podrá adoptar la forma de una cláusula arbitral incluida en un contrato o la forma de un acuerdo independiente o autónomo”. 2.3.­ Naturaleza jurídica. 170 En el derecho comparado se ha discutido ampliamente por la doctrina y la jurisprudencia si el arbitraje es una institución de Derecho material (sustantivo) o de Derecho procesal. Al margen de la poca utilidad práctica de esta disquisición, se puede concluir que la respuesta depende del tratamiento que reciba de cada ordenamiento jurídico. En nuestro ordenamiento jurídico podemos considerar el arbitraje como una institución eminentemente privada, de Derecho sustantivo, más que jurisdiccional296. 2.4.­ El objeto del arbitraje y materias excluidas. El objeto de esta clase de contratos es una controversia presente o futura (art. 27.1 de la Ley 540), es decir, que no esté resuelta judicialmente; por esta razón el art. 23 párrafo 2 de la referida ley dispone: “No podrán ser objeto de arbitraje las cuestiones sobre las que haya recaído resolución judicial firme, salvo los aspectos derivados de su ejecución”. También se exige que la materia objeto de este tipo de convenio sea arbitrable, o sea, que verse sobre cuestiones cuya disputa no tenga necesariamente, por mandato de la ley, que ser resulta por los tribunales297; en este sentido, el art. 23.1 establece: “La presente Ley se aplicará en todos aquellos casos en que la controversia verse sobre materias en que las partes tengan libre disposici ón conforme a derecho. También se J. L LACRUZ BERDEJO y otros, Elementos de Derecho civil, t. II: “Derecho de...”, op. cit, nota 3, pp. 369­370. 297 M. ALBALADEJO, Derecho civil, t. II: “Derecho de...”, op. cit, nota 64, p. 862. 296 171 aplicará la presente Ley a todos aquellos otros casos en que, por disposici ón de otras leyes, se permita el procedimiento arbitral, siempre que el acuerdo arbitral sea v álido conforme la presente Ley”. Sí se trata de una materia que, aun siendo arbitrable, sin embargo aparezca inseparablemente unida a otras sobre las que las partes no tengan poder disposición298; como en el caso de los bienes patrimoniales que en principio están sujetos a libre disposición sobre sus titulares, pero si están vinculados a una demanda de divorcio con hijos o hijas menores de edad en la que se discuta la distribución de los bienes, no valdría ningún acuerdo de arbitraje sin la intervención del Ministerio Público (Procuraduría) y del Ministerio de la Familia avalando la salvaguarda de los intereses de los menores de edad. Tampoco tiene validez esta clase de convenios en cuestiones relativas al Estado civil de las personas, alimentos, en todas aquellas causas en las que la persona interesada no pueda representarse por sí misma; ni en las que, por mandato de la ley, deba intervenir el Ministerio Público; así como no tiene aplicación en las controversias entre r...
View Full Document

This document was uploaded on 04/07/2014.

Ask a homework question - tutors are online